viernes, 28 de julio de 2017

Samur Social, en manos de un fondo buitre

La mercantilización de las necesidades sociales está llegando a límites muy peligrosos. Y con el olor a carroña, llegan los buitres. El fondo de inversiones Corpfin Capital ha comprado la compañía Grupo 5 Acción y Gestión Social, "entidad" que entre otros servicios gestiona Samur Social, centros de acogida o escuelas infantiles. Ya no hay máscaras oenegeras, un fondo de inversión de capital riesgo pasa a "gestionar" directamente nuestras vidas.

Esto es lo que pasa por privatizar los servicios públicos, que nuestras vidas son delegadas a sus garras. Precisamente por eso el pueblo madrileño votó por el cambio, por la idea de volver a la gestión pública de nuestra ciudad. Pero Ahora Madrid se ha olvidado de su promesa de municipalizar los servicios públicos. Si el ejecutivo presidido por Carmena sigue poniéndose perfil, se estará convirtiendo en cómplice del gran capital. No encontramos mejor definición para lo que está pasando. Manuela, tus Servicios Sociales están en manos de fondos buitre, tu verás lo que haces.


A continuación reproducimos el comunicado de lxs representantes de lxs trabajadorxs de Grupo 5


Bienvenido Mr. Marshall


La mercantilización de los derechos sociales


Grupo 5 es una empresa de gestión de servicios sociales especializados principalmente externalizados de diferentes administraciones (autonómicas y locales) formada por unos 1250 trabajadoras y trabajadores. La conforman diversas sociedades centradas en recursos que abordan la rehabilitación psicosocial, la atención de emergencias, los recursos de Servicios Sociales y Familia, las escuelas infantiles y las casas de niños, entre otras. Además posee una editorial (Editorial Grupo 5), un Instituto de formación (IFIS) y dos fundaciones (Aldaba y Aspacia).


Una gran parte de los servicios gestionados se corresponden con licitaciones de la administración. Es decir de concursar a los diferentes servicios tanto de ayuntamientos como comunidades autónomas. Desde los diferentes comités de Grupo 5 se ha realizado un gran trabajo en seguimiento y supervisión de pliegos constatando que en la gran mayoría el peso del salario de las y los profesionales supone desde el 80% al 94% del total, dando poco margen de beneficio y en ocasiones también para los gastos de gestión  del propio servicio tanto directos como indirectos. A esto unir la sangrante baremación que supone que en dichos concursos se asigne desde 70 a 35 puntos de 100 a quién haga la mayor bajada económica.



El pasado 5 de julio se hizo oficial que la gestora de fondos de capital de riesgo Corpfin Capital compraba la compañía Grupo 5 Acción y Gestión Social junto con todas sus sociedades. La irrupción en el sector de lo social de entidades que invierten y desinvierten en entidades con la finalidad de revalorizarlas nos llena de dudas y temores. Fuimos recibidos por una carta del nuevo gestor de la entidad, al que agradecemos su franqueza, puesto que nos quedaron evidentes las líneas de futuro:



“Dar el mejor servicio con los recursos disponibles, casi siempre más escasos de los que no gustaría” “No buscaremos el consenso ni la aprobación unánime en todo lo que hagamos. Nuestro objetivo no es ser populares ni gustar a todo el mundo”

“Intentaremos asumir riesgos controlados porque es la única forma de huir de la mediocridad” “Dejar de lado actitudes reaccionarias y defensivas”

“Recordando siempre que las soluciones no son gratis; al contrario, requieren del esfuerzo y del sacrificio de todos”

“Aunque nos cueste, os aseguro que cambiaremos los “yo” y los “mi” por el “nosotros” y  el “nuestro”.



Nos aterra cómo será la aplicación de la mercantilización de los servicios sociales especializados. Cómo será la aplicación de políticas de la mejora en la producción cuando trabajamos con la población más sensible y dañada de la sociedad. Nos alarma que tengamos fecha de caducidad, en 1, 3 o 5 años sabremos lo que podemos llegar a valer y por ende, si valemos o no la pena en términos casi exclusivamente monetarios. Nos preocupa el cumplimiento de los derechos laborales frente a la rentabilidad de proyectos, la no aplicación de convenio o sus descuelgues, la precarización de las condiciones de trabajo.



Expresamos nuestro frontal rechazo a la situación que se ha dado y a todo lo que nos ha llevado a que las entidades hayan sacado “tajada” de la cobertura de derechos sociales hasta el punto de llamar la atención de entidades de inversión de capital de riesgo, como Corpfin y que les ha invitado a pensar que es un nicho de explotación económica. Esta condena también está dirigida a la administración que durante años con la asignación de contratos a dedo, nulo seguimiento de las contratas, subastas de servicios disfrazadas de concurso y escaso cuidado de su corresponsabilidad en la no precarización más aún si cabe de los que supone la privatización de NUESTROS servicios sociales especializados. Exigimos a la administración que inicie un proceso que aborde la municipalización de servicios y en su papel de responsable directo continúe el trabajo en la transparencia de los concursos, reducción de la ponderación de las bajadas económicas, amplia aplicación de cláusulas sociales e incorporación de cláusulas de ejecución y de obligado cumplimiento garantistas. Además de realizar los necesarios seguimientos sobre los concursos licitados.



Gracias por tu tiempo y ayudanos a difundirlo Firmado por los Comites de SEF, RPS y ASEM